Certificación halal permite a la empresa Pioneiro exportar pollos a países árabes

Certificación halal permite a la empresa Pioneiro exportar pollos a países árabes

La certificación 'halal' asegura que las aves fueron sacrificadas de acuerdo con los preceptos islámicos, otorgando un sello de calidad a las exportaciones de esta empresa brasileña.

En busca de oportunidades en los países árabes, el mayor mercado importador de pollo brasileño, a finales de 2010, la empresa Pioneiro Alimentos ha obtenido la certificación “halal” para su producción de aves. A partir de ahí, la empresa creó una marca específica de exportación para estos países y ya tiene sus clientes en Irak y Jordania. Ahora la empresa quiere ampliar sus ventas en esa región.

“El mercado árabe nos proporciona un mejor retorno, no sólo financieramente, sino que en las alianzas con los clientes. Ofrecemos un producto más elaborado, con la mejor calidad de los mataderos nacionales brasileños. La certificación ‘halal’ otorga un sello de calidad a los importadores”, destaca Pollyana Thibes, responsable del área de calidad de los productos y ventas externas.

Publicidad

Además de la certificación “halal” que asegura que las aves fueron sacrificadas de acuerdo con los preceptos islámicos, la empresa Pioneiro adaptó su marca de exportación para el mercado del Medio Oriente. Esta es la marca Mana Foods, con la cual sus productos son vendidos en el extranjero, Al Mana, destacando el sello “halal” e inscripciones en árabe en el empaquetado.

Pollyana también señala que la empresa tiene la intención de realizar un trabajo comunicacional en los países árabes para ayudar a que la marca sea aún más conocida. Las acciones deberán incluir anuncios y la participación en ferias con su propio stand. “Queremos hacer un mejor trabajo de marketing junto a los clientes”, explica. Entre los años 2008 y 2010, la compañía ya estuvo presente en Gulfood, la mayor feria de alimentos en el Medio Oriente, realizada en Dubai, Emiratos Árabes Unidos.

La ejecutiva no reveló los ingresos de la empresa, pero dice que, de 220 toneladas por día de pollo, 10% de la producción se destina a la exportación y de este total, 2% para el mercado árabe. “La tendencia es que las exportaciones alcanzarán 15% a finales de año, y que el Medio Oriente representará el 5% de las ventas externas”, afirma ella.

En la actualidad, el mayor mercado es Japón. Curiosamente, las exportaciones al país asiático también son todas de productos “halal”. Pollyana explica que la creciente cantidad de musulmanes en Japón ha hecho que el cliente local solicitara esta certificación para los productos exportados.