La compañía Tres Arroyo reabre planta avícola en Argentina

La compañía Tres Arroyo reabre planta avícola en Argentina

La reapertura de la nueva planta avícola de la empresa Tres Arroyos demandó una inversión de 10 millones de dólares.

La presidenta argentina, Sra. Cristina Fernández de Kirchner, manifestó: “Hemos generado buen trabajo, trabajo decente, que es muy importe y hay que recalcarlo”, al encabezar la inauguración de la nueva planta avícola de la empresa Tres Arroyos, en el partido bonaerense de Pilar, que demandó una inversión de 10 millones de dólares.

En ese sentido, la Sra. Fernández expresó: “Trabajo que nos coloca a la vanguardia en política salarial en el concierto de naciones de América Latina. Y esto es bueno porque permite sostener un mercado interno sólido”.

Publicidad

Además, la Presidente de Argentina explicó: “La verdad es que hoy es un día muy especial. Muy emblemático de este modelo que hemos inaugurado en 2003. Estamos aquí reabriendo una fábrica que estaba cerrada desde el año 2000. Y que hoy reabre para seguir produciendo cada vez más en la industria avícola, que ha experimentado un crecimiento y una transformación como nunca había tenido en toda su historia”.

“Es una gran alegría inaugurar esta planta”, sostuvo la jefa de Estado y señaló: “Permite producir no solamente pollos, sino la línea de producción, cadenas de frío; una importante sustitución de importaciones”.

También remarcó el rol del mercado interno: “Se consume 2 tercios de lo que se produce. Y para poder comprar pollo y poder aumentar el consumo que pasó de 20 kilos en 2003 a 38 kilos hay que tener plata en el bolsillo”.

La nueva planta de Tres Arroyos, de una de las principales compañías avícolas del país, está ubicada sobre la ruta 8, a la altura del kilómetro 42, en el barrio La Lonja, en el mismo lugar donde hace diez años funcionó la empresa San Sebastián.

La inauguración de la nueva planta adquiere gran relevancia, ya que se trata de la recuperación de una unidad productiva que estaba cerrada desde 2001 y además porque generará nuevas fuentes de trabajo.