Avícola La Estrella: pionera de la avicultura nicaragüense

Avícola La Estrella: pionera de la avicultura nicaragüense

Integración completa que cuenta con una cuarta parte del mercado nacional.

En el contexto nacional nicaragüense, Avícola La Estrella es un referente de la avicultura. Esta empresa familiar nació en los años 70 del siglo pasado, “como pequeños productores de huevo y así hemos ido creciendo hasta ahora. Pero, hace ya 33 años incursionamos en la producción de carne de pollo” nos dice Don José Dolores Castillo, Presidente de la empresa.

Avícola La Estrella es pionera de la avicultura en Nicaragua. El año pasado cumplieron 40 años de existencia: “Eso es importante para nosotros y para la avicultura nicaragüense” señala el Sr. Castillo. “Fuimos pioneros también de la organización de la industria avícola nicaragüense”. Con gran orgullo anota que en 1979 se convierte en el arquitecto, creador y  fundador  de la primera Asociación Nacional de Avicultores y Productores de Alimento, ANAPA, de la cual fue su primer presidente y actualmente es presidente honorario. Además, en 1975 fue miembro fundador de la Federación de Avicultores de Centroamérica y el Caribe (FEDAVICAC), representante de Nicaragua ante la Asociación Latinoamericana de Avicultura (ALA), Presidente de la FEDAVICAC en 2 períodos 1980-1982 y 1992-1994, Presidente en dos ocasiones del Comité Organizador del V (1980) y XII (1992) Congreso Avícola Centroamericano y del Caribe.

Publicidad

Su trabajo como pionero de la industria avícola de su país y su contribución al desarrollo de la avicultura latinoamericana, se vio reflejado en el reconocimiento que en 1993 recibió de la Asociación Latinoamericana de Avicultura (ALA) a través de WATT, como miembro del Salón de la Fama de la Avicultura Latinoamericana. Hasta ahora, es el único nicaragüense y uno de los pocos centroamericanos.

Producción avícola

Así las cosas, actualmente Avícola La Estrella tiene una participación en el mercado del 20 por ciento de la producción nacional de pollo, con 18,000 kg diarios  (40,000 lb). El pollo que producen tiene un peso promedio  de 2 kg (4.5 lb). A modo de referencia, las otras empresas con fuerte presencia en Nicaragua son Monisa, que produce otro 20 por ciento, la multinacional Cargill (Tip Top Industrial) que ostenta el 50 por ciento y otros avicultores el 10 por ciento del mercado nacional.

El Pollo Estrella se comercializa tanto fresco como congelado en diferentes presentaciones y cortes; también cuentan con su línea de productos preformados, embutidos, el producto especial nicaragüense de arroz con pollo listo para comer, y los productos de los restaurantes. La compañía tiene estrictos controles de calidad, que garantizan la excelencia de los productos y el servicio.

En cuanto a la producción de huevo, producen el 25 por ciento del total nacional, unas  8,000 unidades diarias en cajillas de 30 huevos.

Otro dato interesante es que Avícola La Estrella tiene presencia en la gran mayoría de los restaurantes, hoteles, centros de compras y supermercados del país.

Ser empresario y avicultor en Nicaragua

El difícil entorno del país, tanto en los aspectos climatológicos, como económicos y sociales en el que surgió y se desarrolló la empresa ha sido asimilado no como una dificultad u obstáculo, sino como un reto.

“De un tiempo para acá ha habido paz y bastante desarrollo. Es un país precioso, muy rico, con las mejores tierras de Centroamérica y agua en abundancia, lo cual es importantísimo”.

Al tener las mejores tierras de Centroamérica, “debiéramos ser el país que más alimentos produce en el área, pero todavía no lo somos; nuestro firme propósito es serlo porque tenemos todas las condiciones y especialmente nuestra gente que tiene vocación agrícola.

Costos altos

No es sorpresa que en Nicaragua también pasen dificultades con el costo de las materias primas. “Nosotros debiéramos de estar produciendo nuestro propio grano; tenemos que importarlo de Estados Unidos, y por los cambios que ha habido, tenemos granos y soya muy caros” señala Don José.

En Nicaragua, además de maíz también usan sorgo. Compran este grano de la cosecha nacional, mediante un convenio que hay con el gobierno de poder importar grano sin aranceles, con el compromiso de consumir la cosecha de sorgo. Un buen arreglo, sin duda, que los beneficia.

Situación económica y consumo

La avicultura de este país centroamericano presenta un problema de mercado similar al de otros de la región, y es que todavía la población tiene un muy bajo poder adquisitivo. “Esto hace que los productos no tengan el precio que debieran de tener. El poder adquisitivo de nuestra población es bajo, dice Don José. Nicaragua es el país con los precios de carne y huevo más bajos de Centroamérica.

Comenta Don José que “esto debe mejorar, para que la industria se desarrolle porque sí no, no hay desarrollo en general”. Además, esta situación representa una gran limitante para aumentar el consumo, tanto de pollo como de huevo.

Se calcula que el consumo se encuentra en alrededor de los 80 huevos al año, lo cual implica que tienen un campo de crecimiento de 3 o 4 veces esa cantidad. Y en pollo, el consumo ronda los 21 kg (46 lb) al año. Con respecto al resto de Centroamérica, Nicaragua es el país con los índices de producción, consumo y precios más bajos.

Esfuerzo de comercialización del huevo

Para lograr un consumo mayor de huevo, actualmente los productores del país aportan cierta cantidad de dinero, desde el más pequeño de los avicultores, hasta el más grande y así mensualmente reúnen una cantidad considerable que se utiliza para promover el consumo de este producto.

Don José considera que, aunque existen los mitos en contra del consumo de huevo por el colesterol, es algo que “ya va pasando. Yo creo que eso, no es producto del bajo consumo, yo creo que el resultado del bajo consumo es el bajo poder adquisitivo de la población” como ya hemos mencionado anteriormente.

Presente y futuro de Avícola La Estrella

Don José Castillo considera que, a pesar de la competencia, Avícola La Estrella ha logrado integrarse, pues es la única empresa que desarrolla sus propias reproductoras, tienen huevo fértil, incuba pollitos, elabora su propio alimento, cuenta con planta de proceso, de embutidos y preformados, restaurantes y una distribución completa. “Abarcamos todo el país: en todos los rincones de Nicaragua andan nuestros vehículos abasteciendo nuestros productos”. Su modelo de integración incluye un amplio control de las variables que requieren sus diferentes líneas, lo cual marca una diferencia en la agregación de valor con respecto a su competencia.

Otra faceta interesante en su integración es que también tienen restaurantes. Después de tener todas las fases de producción, vieron la necesidad de incursionar en este rubro. “Sí, lo que pasa es que para crecer, se tiene que promover el consumo. Los restaurantes son una manera de promoverlo”.

Actualmente cuentan con 12 restaurantes Pollo Estrella en el país, sector en el cual piensan también crecer en el futuro. Cabe mencionar que Nicaragua es el único país de Centroamérica que no tiene restaurantes de Pollo Campero, ni tampoco hay KFC.

Innovación con visión

La Estrella se ha diferenciado también por su espíritu innovador: desde modificaciones en los camiones de transporte de materias primas desde el puerto de Corinto, hasta aquellas realizadas en nidos, galeras de reproductoras, galeras de reposo y productos como el arroz con pollo que se vende en todos los supermercados y pulperías del país. De hecho, Industria Avícola ya ha publicado anteriormente artículos sobre este tema.

Finalmente, Don José comenta: “Yo tengo fe en Dios y creo firmemente en los nicaragüenses y en Nicaragua. Eso es importante y me gusta ser propositivo”.