Propugnan por la comercialización responsable de pollo y huevo en Colombia

Propugnan por la comercialización responsable de pollo y huevo en Colombia

La Federación Nacional de Avicultores (Fenavi), en alianza con los gobiernos regionales, lanza campañas en pro de la adecuada manipulación, venta y consumo de estos alimentos de primera necesidad.

De acuerdo con el diario cartagenero El Universal, “la Federación de Avicultores de Colombia (Fenavi) y el Fondo Nacional Avícola (Fonav) lanzaron una campaña orientada al consumo y venta responsable de huevos y carne de pollo, en Sincelejo (capital del departamento de Sucre), que se convierte en la primera ciudad del Caribe en realizarla con el apoyo de la Alcaldía Municipal”.

Afirma la noticia que esta iniciativa comenzó el martes 7 de junio, con el apoyo de la Secretaría de Salud y Seguridad Social de Sincelejo, mediante, “Una jornada de capacitación y sensibilización en temas relacionados con la manipulación indebida de huevos y reutilización de bandejas para los mismos, así como manipulación de carne de pollo y la ilegalidad e informalidad en el sector. En las capacitaciones participarán entidades oficiales como las Secretarías de Salud municipal y departamental, el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos, la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales, la Policía Fiscal y Aduanera e el Instituto Colombiano Agropecuario entre otras, y se llevarán a cabo en la calle principal del barrio Siete de Agosto”.

Publicidad

Esta nueva campaña liderada por Fenavi busca mitigar “El flagelo de la ilegalidad que afecta a los productores del sector avícola por la entrada de pollo y huevos de contrabando y plantas de producción y sacrificio clandestinas, que violan todas las normas que rigen no solo la manipulación de alimentos en Colombia, sino también las obligaciones tributarias, laborales, de seguridad y de protección al consumidor, que debe cumplir cualquier empresa legal en el país, poniendo en grave riesgo la salud de los consumidores colombianos”.

Por su parte, el presidente ejecutivo de Fenavi, Andrés Valencia Pinzón, explicó que: “La ilegalidad y el contrabando de productos avícolas, son situaciones que afectan a los productores legales, que pagan sus impuestos y que cumplen con todas las normas sanitarias aplicables a su negocio; pero realmente el problema más grave va más allá, y es que cada vez que los ilegales venden sus productos más baratos en el mercado, lo que se genera es un problema de salud pública, ya que los consumidores colombianos piensan que están comprando huevos y pollo en buen estado, e ingieren estos alimentos poniendo en riesgo su salud y la de su familia”.