Pequeños comercios uruguayos también importan pollo brasileño

Pequeños comercios uruguayos también importan pollo brasileño

Ya compraron 50 toneladas para competir en precios con las grandes superficies

La Unión de Vendedores de Carne de la República Oriental del Uruguay
importó en octubre un contenedor con 50 mil kg de pollo desde Brasil,
compuesto por 25 mil kg de carne con hueso y otros 25 mil kg de suprema.
El anuncio fue hecho por Heber Falero, presidente de la entidad gremial, al
medio de comunicación Subrayado.

En esta misma entrevista,
Falero aseguró que “con esta primera importación lo
que se busca es que los pequeños empresarios accedamos al producto con el mismo
precio que las grandes superficies, que fueron autorizadas primero para traer
este producto”. Precisamente, sobre el trámite de importación, Heber Falero
afirmó que “la autorización de ingreso por parte de la Dirección de Sanidad
Animal del Ministerio de Ganadería, para nosotros, tardó tres meses”.

Publicidad

Este movimiento de la Unión de
Vendedores de Carne acentúa el difícil panorama para los productores avícolas
uruguayos, quienes se han quejado en el último mes por la reciente autorización
de importaciones de pollo desde Brasil y Estados Unidos. “Tuvimos que importar
para poder seguir operando, pues las grandes cadenas de supermercados estaban ofreciendo
el pollo de 5 a 6 pesos (cerca de 25 centavos de dólar) más barato por los
mismos cortes”, explicó el líder gremial.

La reducción del volumen
exportado y la importación legal de esta carne blanca en Uruguay, han hecho que
las cotizaciones al por mayor de este alimento bajaran en los últimos tres
meses, al pasar de los 60 pesos (US$ 2.46) por kg a los 43 ó 45 pesos (US$
1.84) por kg. Por último, Falero justificó las
características de esta compra alegando que “si dejan entrar carne de pollo brasileño
con hueso, no veo fundamento para que se impida el ingreso del pollo
deshuesado”.